Acceso gestor editorial

¿y después del ictus, qué hacemos para nutrirle?

María D. Ballesteros Pomar , Laura Palazuelo Amez

Resumen

Las enfermedades neurológicas conllevan, a menudo, alteraciones en el nivel de conciencia o en los mecanismos de la deglución que hacen necesario un soporte nutricional artificial. Las guías internacionales recomiendan realizar un cribado de malnutrición a los pacientes con enfermedades neurológicas. La disfagia es un problema frecuente después de un ictus. Sin embargo, la disfagia es una patología tratable y la rehabilitación de la función deglutoria permite mejorar el estado nutricional de los pacientes. Los equipos sanitarios deber estar sensibilizados ante este problema, tanto para su diagnóstico, como para instaurar medidas de intervención nutricional. La presencia de disfagia debería valorarse en las primeras 24 horas tras un ictus y no retrasarse más de 72 horas, así como el cribado de desnutrición. Se revisan el enfoque diagnóstico y terapéutico así como las indicaciones de las distintas modalidades de tratamiento nutricional y la transición a la alimentación oral en el paciente con ictus.

Palabras Clave

Disfagia. Ictus. Indicaciones nutricionales


Texto Completo: PDF


Artículos Relacionados:

  1. Estado nutricional en niños con estenosis esofágica y disfagia secundaria a ingestión de cáusticos
  2. Efecto de las variables de preparación sobre la textura en alimentos adaptados para pacientes con disfagia
  3. Abordaje de la disfagia en enfermos de alzhéimer
  4. Valoración nutricional y su relación con la situación funcional tras sufrir un ictus
  5. Disfagia no orofaríngea con alta frecuentación en urgencias
  6. Perfil espectrográfico de la deglución normal en el adulto


Nº de Visitas: 1716
Nº de Descargas: 468

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web.

La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias.

Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso.

En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web.

Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.